Ciudad Real Club Bonsai

Abedul Plateado

Abedul Plateado (Betula Pendula)

Abedul-BonsaiTronco generalmente delgado, con corteza de un blanco puro característico, que en la base se oscurece y agrieta con la edad. Los ejemplares jóvenes tienen la corteza pardusca. El sistema radical es somero y extendido. La copa es más o menos aovada, hojosa, de poca sombra, con las ramas casi erguidas. Las ramitas del año y los retoños son glabros, con glándulas resinosas. Las yemas son agudas. Las hojas miden unos 6 cm, de los cuales 1/3 es el peciolo cilíndrico. Los nervios son rectilíneos, y llegan a alcanzar el margen foliar. Florece a finales del invierno, estando los amentos masculinos ya formados en otoño. Éstos son sentados y lampiños y miden unos 3-6cm y aparecen en grupos de 2 ó 3. Las flores masculinas aparecen 3 por cada bráctea, cada una con dos estambres de filamento bífido. Las flores femeninas aparecen en amentos solitarios de 1.5-3.5 cm que llegan a soportar 3 flores acalamídeas con estilos filiformes. El fruto es una sámara bialada, con alas más anchas que la propia nuez; se desprenden en grupos de 3 junto a la bráctea. Integran un racimo cilíndrico bastante compacto que se va desintegrando con el tiempo.

– Nombre científico : Betula pendula Roth. o Betula verrucosa

– Nombre común : Abedul, plateado

– Familia: Betulaceae (Betuláceas).

– Origen: originaria de casi toda Europa, Oeste de Siberia, Este de Asia y Norte de Marruecos.Árbol de hoja caduca.Posee una atractiva corteza plateada de adulto y hojas amarillas en otoño. El abedul plateado sirve para la mayoría de los estilos de Bonsái. Generalmente no vive mucho y con más de 10 años en la maceta tiende a decaer.

– Posición: Le gusta el sol, pero es preferible un lugar fresco y algo sombrío.

– Temperaturas: El abedul resiste muy bien el frío.

– Riego: Se resiente mucho con la sequía. no dejar que el sustrato se seque

– Abonado: Abonar desde final de primavera a pleno verano (mayo-agosto en el Hemisferio Norte), cada 15 días.

– Poda: Es poco resistente a la poda, ya que el abedul cicatriza con dificultad.Se debe dar forma durante su periodo de crecimiento. Podar durante la época de crecimiento los vástagos jóvenes para que sólo queden 3 yemas.Conviene deshojarlo por completo a principios de verano para estimular la formación de ramas.

– Trasplante: Trasplantas cada 2 ó 3 años, a comienzos de primavera, en una mezcla a base de 60% de mantillo, 10% de turba y 30% de arena gruesa.

– Plagas: Aparece el pulgón en los brotes tiernos.

– Propagación: Por semillas. y de plántulas silvestres durante el reposo vegetativo.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: