Ciudad Real Club Bonsai

Tronco-JuniperoDado el título de este artículo, la pregunta que surge inmediatamente es: ¿Qué es lo que convierte a un tronco en algo genial? Y marginalmente en segundo lugar aparece otra incógnita: ¿Cómo creamos un gran tronco? Para crear grandes troncos y tener algún control sobre la forma, conicidad y grosor debemos poseer un entendimiento básico acerca de la forma en que las plantas crecen, y en particular sobre la función del tronco. Nótese que este artículo es una extensión en cuanto a profundidad al artículo introductorio referido a los troncos de los Bonsáis.

¿Qué es lo que convierte a un tronco en algo genial?

Un gran tronco en el mundo del Bonsái es un tronco que posee un aspecto degradado (o en otras palabras: Que luzca antiguo), que se encuentre sujeto firmemente al suelo a través de un buen Nebari (apertura de las raíces) y que posea una buena conicidad (adelgazamiento progresivo del tronco hacia la parte superior). Los buenos Bonsáis no tendrán una conicidad inversa (que el tronco se ensanche hacia la parte superior del árbol). A menudo los Bonsáis se cultivan en un estilo en el que se simula un viejo y sólido árbol que es visto desde el suelo. Esta posición normalmente provoca una visión distorsionada del tronco, donde la conicidad se hace extrema. En el mundo del Bonsái se conoce una regla de oro: El diámetro del tronco en su punto más bajo determina la altura máxima del árbol. Si, por ejemplo, el diámetro es de 5 cm (2 pulgadas), la altura del árbol puede estar entre 6-12 veces el diámetro del árbol, o en otras palabras, encontrarse entre 30-60 cm (1-2 pies) de alto. Típicamente, la copa del árbol comienza alrededor de la tercera (1/3) parte de la altura del árbol. En este ejemplo eso sería aproximadamente a unos 10 cm (4 pulgadas) por encima del suelo. Las ramas laterales no deben ser mas gruesas que la tercera (1/3) parte del ancho del tronco en el punto de juntura de los dos. En resumen, un gran tronco consta de:

  • Un fuerte Nebari (apertura de raíces).
  • Una buena y regular conicidad (adelgazamiento progresivo del tronco hacia la parte superior)
  • No puede poseer conicidad inversa.
  • Razón de 1:6 / 1:12 entre el diámetro del tronco en su punto más grueso y la altura del árbol.
  • Dominancia en grosor del tronco sobre las ramas.

¿Por qué tienen troncos los árboles?

Un tronco tiene dos funciones principales. En primer lugar, el tronco soporta al resto del árbol y cualquier otra fuerza que se aplique sobre él debido a las condiciones climáticas. Por tanto, crecerá más fuerte cuando se le apliquen fuerzas externas al árbol. Dado que las raíces se desarrollan con la misma función (mantener erguido el árbol), lo mismo sería de aplicación aquí, esto es: Para crear un buen Nebari debe permitirse que fuerzas externas afecten al árbol. Esto obra maravillas en el tronco del árbol.

Segundo, el tronco existe para transportar el agua y los nutrientes hacia las hojas, y mover los carbohidratos formados en las hojas hacia las raíces. Para realizar esto, la corteza posee una capa de venas que transportan los fluidos a lo largo del tronco. En el período de latencia del árbol las venas se contraen y se cierran parcialmente. Esto obliga al árbol a crear una nueva capa de venas cuando se reanude el crecimiento. En especies templadas esto crea anillos de crecimiento anuales muy marcados. Cada rama individual se conecta a las venas por debajo de la rama. Por tanto, el crecimiento de una rama individual se traduce en el ensanchamiento del tronco que se encuentra debajo de esa rama. Este concepto puede utilizarse para crear la conicidad del tronco. Mientras más follaje necesite mantener el árbol, más venas se necesitarán para conducir los nutrientes y los carbohidratos a lo largo del tronco. Además, a más follaje, más raíces se necesitan igualmente. Por tanto, en árboles maduros y saludables, las raíces y el follaje se encuentran en un equilibrio cuidadoso. Más hojas se traduce en más raíces.

Conicidad-Nebari-Poda

Fig. 1. De izquierda a derecha: Conicidad de un tronco de Bonsái, un Nebari (apertura de las raíces) y poda de una rama lateral que anteriormente se dejó en su lugar para aumentar el grosor del tronco.

¿Cómo crear grandes troncos?

Lo primero que hay que recordar es: Una planta solo “engordará” cuando la planta crezca abundantemente. Los Bonsáis, que en macetas pequeñas se les limita efectivamente el crecimiento, no mostrarán un crecimiento apreciable en cuanto a grosor del tronco. Crecer el tronco significa crecer nuestro árbol. Esta es una de las razones principales que justifica, como regla de oro, que los cultivadores serios de Bonsáis comenzarán preocupándose por el Nebari y el tronco, antes de construir la copa. Efectivamente, se comienza a crear un árbol al propiciar una buena estructura de las raíces, luego un buen tronco y finalmente la estructura de las ramas.

Cortar y Crecer

Esto nos trae al método más rápido de creación de un tronco: Se planta el árbol (por ejemplo, encima de un azulejo enterrado para crear una buena masa plana de raíces) en tierra abierta o en un contenedor bien grande y se deja crecer por algunos años. Cuando el tronco alcanza los 2/3 del grosor deseado, se corta el árbol a 1/3 de la altura final deseada (Ver Fig. 2. abajo a la izquierda). ¡El árbol puede ser tan alto como de unos 3 m (10 pies) antes de ser cortado por primera vez! El corte dejará un tocón de sólo 10 cm de alto para un árbol con altura máxima de 30 cm (4 pulgadas de tocón para un árbol de 1 pie de alto). Este árbol se deja crecer una vez más libremente.

Dado que existe ahora un desequilibrio entre las raíces y la copa, se puede esperar un crecimiento explosivo en el transcurso del primer año después del primer corte. Pronto, después de que el árbol comience a producir ramas a partir del tocón que se dejó, ha de seleccionarse la que queremos que sea la próxima sección del tronco que estamos creando. Esta rama se fija lo más vertical que sea posible. El resto de las ramas se mantienen más pequeñas y cualquier otra rama que muestre una tendencia clara a crecer es cortada. Las ramas que crecen en la parte baja del tronco se dejan para que crezcan, dado que ellas ayudarán a conseguir el grosor del tronco por debajo del punto de unión de los dos y por tanto también ayudarán en la consecución de la conicidad del tronco. Una vez que la nueva guía ha alcanzado las 2/3 partes del grosor del tronco justo debajo del corte, se realiza un nuevo corte, a una altura de 1/3 de la altura que hay por encima del primer corte y se repite el procedimiento anterior. Este proceso de Cortar y Crecer se repetirá tan a menudo como se desee. Sin embargo, el mínimo será de unos tres cortes, si se quiere obtener un efecto realista.

Ventaja: Se crea un tronco grueso con una fuerte conicidad en el menor tiempo posible.

Desventaja: El corte deja unas cicatrices grandes que demoran años en cicatrizar, y que nunca desaparecerán por completo. Además, el nuevo tronco principal formado no estará en línea con el viejo tronco, lo que crea ligeras curvas en el tronco. Esto no es deseable para árboles que se quieran modelar en los estilos erecto formal y escoba.

Especies: Esto funciona en árboles que crean nuevas yemas con facilidad en las ramas que no poseen hojas. Típicamente, estos son los árboles caducos. Los pinos no re-brotarán con facilidad y por tanto con este método se puede matar a los ejemplares de dicha especie.

Cortar-Crecer-Poda-Anual

Fig. 2. Izquierda: Un tronco cortado de manera agresiva (Técnica de Cortar y Crecer). Derecha: Un tronco creado a través de la poda anual (Técnica de Poda Anual)

Poda Anual

Con este método se deja crecer la planta tanto como quiera a lo largo del año. En invierno se poda la planta, eliminando la mayor parte de las ramas y cortando el tallo principal hasta sólo 1 cm por encima del punto donde comenzó en la primavera (Ver Fig. 2. arriba a la derecha). Esto se repite hasta que el tronco presente la altura deseada. Las ramas laterales se eliminan las que se desee, pero no se les permitirá crecer más de 2 o 3 años. Aunque ellas contribuyen a la conicidad del árbol, las ramas más viejas aumentarán en grosor rápidamente y podrían, por tanto, dominar la planta completa. Las cicatrices que surgen después de eliminar estas ramas serán muy grandes y requerirán un largo tiempo para cicatrizar.

Ventaja: Las cicatrices del tronco son más pequeñas y sanarán en sólo 2 o 3 años. Si se les trata adecuadamente con un cortador de ramas, la cicatriz podría ser virtualmente invisible después de haber cicatrizado.

Desventaja: El tronco crecerá mucho más despacio en comparación con el Método de Cortar y Crecer. La conicidad no será tan extrema. Además, el nuevo tronco formado no estará en línea con el viejo tronco, lo que creará ligeras curvas en el tronco. Esto no es deseable para árboles que se quieran modelar en los estilos erecto formal y escoba.

Especies: Este método donde mejor funciona es en especies que crean nuevas yemas con facilidad en las ramas que no poseen hojas.

Extensión de la Rama Lateral

Este método es similar al Método de Cortar y Crecer. Sin embargo, en vez de dejar crecer la guía del árbol, aquí eliminamos continuamente la punta de crecimiento de la guía, y estimulamos el desarrollo de las ramas laterales. Al permitir que dos ramas crezcan mientras mantenemos delgado el resto del tronco, se puede conseguir una tremenda conicidad. Después de 4 o 5 años las ramas laterales individuales se eliminan, y pueden emplearse para crear un uro (hueco en el tronco) en especies caducas o jines en especies de hojas perennes estrechas; dado que las cicatrices resultantes a menudo no sanan apropiadamente.

Ventaja: Este método revierte en una conicidad muy fuerte y cicatrices que se encuentran lugares que poseen una apariencia natural. Particularmente, para algunas especies de hoja perenne, esta es la única forma en que se logra el engrosamiento del tronco sin desperdiciar décadas esperando a que ocurra.

Desventaja: Las grandes cicatrices del tronco no sanarán apropiadamente. Además, crear un Uro de apariencia realista puede ser un reto para los principiantes.

Especies: Particularmente apropiada en aquellos árboles que no ofrecen una buena brotación trasera.

Doblar y Crecer

Aquí, a las plantas jóvenes se les permite crecer una fuerte guía durante la estación de crecimiento. Hacia el final de la temporada de crecimiento, se dobla la guía. Esto se realiza de manera que la unión de la primera rama lateral del año se encuentre en el medio por encima del tronco. La mayor parte de la vieja guía se corta (se elimina todo a excepción de la parte requerida para mantener doblada la guía). La rama lateral se alambra directamente hacia arriba, de manera que forme una continuación del tronco (Ver Fig. 3. abajo a la izquierda). En la próxima estación de crecimiento, esta se convertirá en la nueva guía. Este proceso se repetirá durante varios años. A las ramas laterales se les permitirá crecer durante 2 o 3 años cada una, para ayudar a conseguir el grosor y conicidad del tronco.

Ventaja: Pequeñas cicatrices en el tronco. Es posible desarrollar un tronco casi perfectamente recto.

Desventaja: El tronco crece mucho más lentamente que por el Método de Cortar y Crecer. La conicidad no es tan extrema.

Especies: Este método funciona para todas las especies.

Doblar-Crecer-Fusión-Tronco

Fig. 3. Izquierda: Un tronco que se ha ensanchado empleando la técnica de Doblar y Crecer. Derecha: Tronco creado a través de la técnica de Bonsái de Fusión de Troncos.

Fusión de Troncos

Aunque habitualmente esta no es la manera de engrosar un tronco; esta sí es, sin embargo, una forma de crear un árbol con un tronco grueso en el menor tiempo posible. Aquí comenzamos con una serie de pequeños árboles jóvenes que se atan alrededor de un objeto de soporte con forma de cono. Los retoños se colocan luego tan apretados unos contra otros como sea posible. Con una cinta o un cordel pequeño los retoños se fijan en el lugar deseado (Ver Fig. 3. arriba a la derecha). Entonces todo el conjunto se prepara para un crecimiento vigoroso. Con el crecimiento viene aparejado un aumento en el grosor de los retoños. Al no tener ningún lugar al cual ir, los troncos se fusionarán y visualmente se convertirán en una sola planta. La fusión puede ocurrir en unos meses después de haber atado los troncos conjuntamente. Para evitar la muerte de una sección completa del árbol nuevo, idealmente los retoños se entretejen un poco entre si. De esta manera las venas crecerán a través de múltiples retoños y podrán ayudar a soportar un retoño cuando los sistemas radiculares individuales fallen.

Ventaja: Es la forma más rápida de alcanzar un tronco grueso a partir de un lote de esquejes, con una cantidad de cicatrices muy limitada.

Desventaja: Esto no es sencillo y el tronco resultante se encuentra vacío, lo que puede conducir a problemas potenciales a medida que el tronco envejece (infestación de insectos).

Especies: Esto funciona muy bien con especies de crecimiento rápido, particularmente en los ficus. Pero en su mayoría, los árboles son capaces de fusionar su cambium con otros individuos de la misma especie.

Detalles:

Articulo escrito por: Jelle Ferwerda (Sitio Personal)

Artículo cedido amablemente por Bonsai Empire.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: